1. Bajar de peso:

“¡Ahora si! Este año me pondré en forma y bajaré de peso” nunca falta este propósito en nuestra lista, pero para esto se requiere de compromiso, disciplina y com­promiso, no solo al corto plazo si no también al largo plazo para tener mejores resultados.

Dieron permiso a su cuerpo de comer grandes cantidades de cal­orías durante las fiestas y hoy se enfrentan a unos kilitos de más, incluyendo aquellos que ya estaban ahí. En enero los gimnasios se llenan de personas que, en su mayoría, no pasan del segundo mes del año para colgar los tenis. Mientras otros, conservan su fuerza de voluntad y logran lucir una nueva figura en las próxi­mas navidades gracias a tener una mejor alimentación y una vida más activa. Empezar poco a poco a comer más balanceado y con horarios fijos, tomar más agua natural y consumir menos azucares son algunos de los más importantes para lograr un estilo de vida saludable.

2. Ahorrar dinero

Independientemente del fin que ten­ga, ahorrar dinero es un hecho que se considera en todo mo­mento, aunque el año nuevo nos da la oportunidad de trazarnos concretamente un punto de partida y un fin para invertir dichos ahorros. Desde crear cuentas de ahorro, cambiar de empleo para mejorar los ingresos, hasta crear planes familiares para mejorar la manera en la que se manejan las finanzas, ahorrar dinero es una de las metas más comunes para el nuevo año. Aquí lo importante es ahorrar 10-15% de tus ingresos de forma fija mensual (y no gastarlo)

3. Eliminar hábitos no muy saludables

(ejemplo: cigarrillos, alcohol, etc.): Comenzar un nuevo año, hace reconsiderar a muchos el valor de su salud y la calidad de vida que llevan. Por lo tanto, no es raro que algunas personas decidan incluir en su lista de propósit­os de año nuevo, el dejar hábitos como el cigarrillo, el alcohol o cualquier otra sustancia que en exceso pueda afectar su salud o la de sus seres queridos. Es una de las resoluciones más difíciles de cumplir y es posible que sea una meta que tome un poco más que un año para cumplir. Tener conciencia y disciplina es lo único que ayuda a corto y largo plazo

4- Dedicarle más tiempo a la familia y/o amigos

 Lamentablemente, es el menos común de los propósitos anteriores, pero no por eso la menos im­portante. Hay quienes a raíz de la situación social del país han decidido este año darle espacio a este propósito den­tro de su lista. Cuando nuestra vida cotidiana está llena de actividades y responsabilidades provoca un distancia­miento en la familia. Cuando se acerca la época navideña y se vuelve a establecer contacto con quien no se veía hace tal vez un año, es común que por la mente pase: “el año que viene no esperaré hasta navidades para ver a mi familia. Pasare más tiempo con ella durante el año”. No prolongues esas visitas familiares, busca el tiempo para organizar un viaje, un café o una comida con esa persona que tienes tanto sin ver y convivir.

Ya sean estos u otros tus propósitos para este año nuevo, lo importante para alcanzarlos es la fuerza de voluntad y planificación. Tu eres el único responsable de tu salud y tus decisiones.

 

Para más información acerca de Menús Nutricionales, asesoría online, fitness coaching, retos de 21 días para adelgazar y mejorar tu salud, contactar a Eliza Stone directamente en:

elizastone.com

Scroll Up